Stanley Kubrick

Stanley Kubrick durante la filmación de Barry London (1975)

Stanley Kubrick durante la filmación de Barry London (1975), Wikipedia

Stanley Kubrick nos hizo imaginar con la película 2001: Una odisea del espacio que en el siglo XXI, tuviéramos la capacidad de viajar en el espacio hacia otras planetas y avances tecnológicas maravillosas. Nos engañó.

Keir Dullea como el astronauta David Bowman en 2001: una odisea en el espacio

Keir Dullea como el astronauta David Bowman en 2001: una odisea del espacio, Star News Online

 

Sin embargo, Stanley Kubrick es conocido como uno de los directores más importantes de la segunda mitad del siglo XX. Sus películas aunque tiene historias extraordinarias (guerras, el espacio, cultos, sociedades secretas) muestran emociones reales con temas concretas sobre la naturaleza humana. Con la película 2001, fue un triunfo de romper géneros. La ciencia ficción que es la base de la película se convierte en algo más simbólico y relacionado con los temas fundamentales. La filosofía de ser humano y la naturaleza humana son lo esencial de la película con la soledad del hombre en el espacio, la inteligencia artificial, y otros aspectos de la historia. Esta película fue conocido como una de sus películas más impactantes.

Las otras obras de Kubrick son conocidas también y tienen sus propios valores. No se puede comparar todas las obras como qué es la mejor película de Stanley Kubrick. ¿Teléfono rojo?, volamos hacia Moscú se abordó con el tema de la bomba nuclear que en esos años era relevante y la realidad de esa etapa de historia. El resplandor se presentó Jack Nicholson en uno de sus papeles más conocidos y se convirtió la historia del libro de Stephen King en una película verdaderamente espantosa y misteriosa. El resto de sus películas como La naranja mecánica y La chaqueta metálica son obras maravillosas en sí mismas. Estas obras manifiestan el trabajo que Kubrick hizo: bien pensado, diferente, y sorprendente.

Una escena de La chaqueta metálica

Una escena de La chaqueta metálica, IWDRM

Al final, Kubrick nos engañó mucho. Las películas que tienen temas no tan originales son complejas y asombrosas en el fondo. Stanley Kubrick no sólo era uno de los directores más destacados del siglo pasado sino uno de los pensadores y artistas más importantes del mundo contemporáneo.

Stanley Kubrick, 1928-1999

Stanley Kubrick; 1928-1999, Driving a Delorean

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s